Wednesday, July 29, 2009

Ac-tu-alizar es ac-tu-ar




OBJETIVO


El capitalismo conduce a crisis cada vez más violentas, que se expresan en un creciente desempleo y en un sacudimiento cada vez más profundo de la economía. A consecuencia de esto se excluye de la producción a millones de obreros que quedan a merced del hambre. A la vez se agudizan las contradicciones de los diversos países capitalistas de manera tal, que la competencia, convertida en guerra económica, tiene que desembocar en una nueva guerra mundial.
El progresivo empobrecimiento y la creciente inseguridad de la misma existencia obligan a la clase obrera a luchar por la forma comunista de la producción. Los grupos de comunistas internacionales exhortan a los obreros en lucha a tomar en sus manos la administración y dirección de la producción y distribución de acuerdo a las reglas sociales generales válidas, para así realizar la “asociación de productores libres e iguales”.
Los GKI ven en el desarrollo de la conciencia de los obreros el progreso esencial del movimiento obrero. Por eso combaten la política de los dirigentes de los partidos parlamentarios y de los sindicatos y platean como consignas de lucha:

¡TODO EL PODER A LOS CONSEJOS OBREROS!
¡LA PRODUCCIÓN A MANOS DE LAS ORGANIZACIONES DE LAS FÁBRICAS!


Texto de Paul Mattick en “Derrumbe del Capitalismo o Sujeto Revolucionario”.
Cuadernos de Pasado y Presente n78(Korsch/Mattick/Pannekoek)




OBJETIVO

La actual crisis económica mundial responde a un proceso cíclico inherente al sistema capitalista. La historia demuestra que aquellas se hacen cada vez más violentas, expresándose en un creciente desempleo y un sacudimiento más profundo de la economía. A consecuencia de esto, masas de trabajadores son excluidas súbitamente de la producción quedando en total desamparo.
Así mismo, las contradicciones de los diversos países capitalistas generan una feroz competencia entre ellos, la que convertida en guerra económica, puede llevarnos a múltiples conflictos armados incluso entre países vecinos.
El progresivo empobrecimiento y la creciente inseguridad de la misma existencia nos obligan como clase trabajadora a luchar por la forma comunista de la producción.
Los hombres y mujeres explotados del mundo debemos tomar en nuestras propias manos la administración y dirección de la producción y distribución, negando cualquier intento mediador de grupos minoritarios ni organismos directivos..
El desarrollo de la conciencia de los trabajadores debe ser visto como el progreso esencial del movimiento obrero en pos de su autoliberación total. Por eso debemos combatir la política de los dirigentes de los partidos de clase y de los sindicatos reformistas y platear como consignas de lucha:

¡TODO EL PODER A LOS TRABAJADORES UNIDOS LIBRE Y AUTONOMAMENTE!
¡LA PRODUCCIÓN A MANOS DE LAS ORGANIZACIONES EN LOS LUGARES DE TRABAJO!


Actualización del autor de este blog para MASA-RAP. 2009.